Foto: Internet

Durante la Cumbre Mundial de Líderes contra el Cáncer (WCLS por sus siglas en inglés) celebrada el día 14 de noviembre de 2017 y liderada por la Unión Internacional Contra el Cáncer (UICC), el presidente Enrique Peña Nieto aseguró que, de acuerdo con las prioridades nacionales y los compromisos internacionales, México está impulsando un Programa Integral de Prevención y Control del Cáncer.

“De acuerdo con nuestras prioridades nacionales y nuestros compromisos internacionales, estamos impulsando un Programa Integral de Prevención y Control del Cáncer. Se trata de un modelo de atención que permitirá unificar los criterios, formas de manejo y presupuestos.

La inversión oportuna bajo un enfoque integral, con el firme respaldo del Gobierno de la República, contribuirá a combatir la prevalencia de este padecimiento en los años y décadas por venir” señaló el presidente de México.

Al respecto, las organizaciones de la sociedad civil que conforman el movimiento Juntos Conta el Cáncer, y que formaron parte de las actividades de esta cumbre, señalan que en México todavía no se cuenta con una política pública nacional que tenga carácter oficial para la vinculación de todas las instituciones en la materia.

Las organizaciones que conforman este movimiento destacaron que, para garantizar la prevención y detección oportuna de toda la población, así como el acceso a tratamiento integral sin discriminación por tipo de cáncer o tipo de seguridad social en salud, es necesario contar con un plan nacional de cáncer.

Por esto, Juntos Contra el Cáncer exhorta de la manera más atenta, a las autoridades mexicanas que estuvieron presentes en la Cumbre Mundial de Líderes de Cáncer, para que publiquen el Plan Nacional de Cáncer en México, para el beneficio de toda la población.

El posicionamiento de Juntos Contra el Cáncer busca:

  1. Es necesario concretar un Plan Nacional de Cáncer que tenga el objetivo de reducir los índices de incidencia y mortalidad por neoplasias malignas a través de la mejora del sistema de diagnóstico y referencia oportuna y el acceso a atención integral en México, que contemple al paciente como eje central de la política pública.
  2. El Plan Nacional de Cáncer deberá contar con una estructura normativa y coordinación entre las instituciones del Sistema Nacional de Salud. En este proceso, es necesario considerar las actividades e iniciativas de la sociedad civil organizada que coadyuvan en la educación, prevención, detección y diagnóstico oportuno, tratamiento, rehabilitación y cuidados paliativos de los pacientes con cáncer.
  3. Se deberán asignar las partidas presupuestales específicas y suficientes para garantizar la operación y funcionamiento de esta política pública de prevención, diagnóstico, atención y control del cáncer a nivel federal y estados de la República. Los recursos deberán ser ejercidos con total transparencia y rendición de cuentas y las organizaciones de la sociedad civil vigilaremos su correcta implementación.
Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.